Gloster Meteor F.4




El Gloster Meteor fue el primer caza a reacción británico operativo y el primer caza a reacción en entrar en producción en serie. El desarrollo del Gloster Meteor dependía en gran medida de sus motores turborreactores, desarrollados por Sir Frank Whittle y su compañía, Power Jets Ltd. El desarrollo del avión comenzó en 1940, pero ya se había comenzado a trabajar en los motores en 1936. El Meteor realizó su primer vuelo en 1943 y comenzó a operar el 27 de julio 1944 con el 616º Escuadrón de la Royal Air Force (RAF). Aunque no era un avión aerodinámicamente avanzado, demostró ser un caza exitoso y efectivo en combate..

El aparato de la imagen, el EE521 era un modelo F4 que posteriormente fue transformado a U15. Los Meteor Mk 3 con turborreactores Welland continuaron en servicio en quince Escuadrones de la RAF durante 1945 y 1946. Entretanto, Rolls-Royce prosiguió el desarrollo del turborreactor de compresor centrífugo, reemplazando el sistema de combustión de flujo invertido por una configuración directa en el nuevo turborreactor Rolls-Royce Derwent 1 de 907 kg de empuje; este motor propulsó a los 195 ltimos Mk 3. Una combinación del Derwent 5 (una versión más pequeña del Nené) de 1.588 kg de empuje en góndolas largas con una célula más resistente condujo al Meteor Mk 4, que voló por vez primera el 17 de julio de 1945. A partir de entonces, el modelo MK4, o F4, sustituyó al MK 3 en las plantas de ensamblaje.


Para aumentar la rigidez alar sin que ello acarrease grandes trabajos de rediseño de la célula, las alas fueron acortadas en 84,4 cm desde el noveno avión en adelante, lo que también permitió mejorar la capacidad de alabeo y, por consiguiente, aumentar las velocidades de despegue y aterrizaje. Gloster produjo 539 Meteor Mk 4 para la RAF y Sir W. G. Armstrong Whitworth Aircraft Ltd (AWA) construyo otros 44. Esta versión fue utilizada por 16 escuadrones de la RAF, entre ellos los escuadrones 19, 43, 501, 600, 610, 611 y 615.


El F.4 era 170 mph (270 km/h) más rápido que el F.1 a nivel del mar,  pero su menor envergadura alar le hacían más lento a la hora de trepar. Las mejoras introducidas en el F4 incluían un fuselaje reforzado, una cabina totalmente presurizada, alerones más ligeros para mejorar la maniobrabilidad y algunos ajustes en el timón de cola para reducir el serpenteo del avión. El F.4 podía llevar un depósito de combustible auxiliar bajo cada ala y varios experimentos se hicieron para llevar armamento bajo las alas.

Fuente: FAM - Historia Militar Nº 52